maydaochoa@gmail.com

Genios y la Genialidad

El secreto del genio es llevar el espíritu del niño hasta la vejez, lo que significa nunca perder el entusiasmo. Aldous Huxley
1 Sep 2016

Las 7 Inteligencias que Obligatoriamente Tienes que Activar

/
Posted By

¿Cuántas líneas de desarrollo, o inteligencias múltiples existen?

Varios autores han hablado desde seis hasta dos docenas. La razón de la diferencia está en que existen varias definiciones de lo que es “inteligencia”. A pesar de las diferencias, todo el mundo concuerda en las principales 7 a 9 inteligencias.

¿Qué inteligencias o líneas de desarrollo serían más importantes?

Esto depende de lo que quieres hacer en tu vida. Si quieres ser un músico profesional, la inteligencia musical será imprescindible para ti. Si quieres ser un científico, la inteligencia matemática será importante. Si no, no es tan crucial.

Las 7 inteligencias que necesariamente tienes que desarrollar

Hay siete líneas de desarrollo, o inteligencias múltiples que TODO EL MUNDO, repito, todo el mundo necesita tener ampliamente desarrolladas. Estas son:

  1. la inteligencia cognitiva,
  2. la emocional,
  3. la intrapersonal,
  4. la somática o kinestésica,
  5. la moral,
  6. la espiritual y
  7. la fuerza de voluntad.

La línea o inteligencia cognitiva = la capacidad de tomar perspectivas

La Inteligencia Cognitiva NO es realmente lo que siempre se pensó, antes de la revolución de la inteligencia múltiple: que el Cociente de Inteligencia (CI) era la capacidad para comprender la ciencia, la literatura y las humanidades… No. Hoy la inteligencia cognitiva es descrita simplemente como la capacidad de tomar perspectivas. No se puede uno poner en los zapatos del otro, con la inteligencia emocional, ni con la estética, ni con la kinestésica… solamente lo puedes hacer con la inteligencia cognitiva.

La capacidad cognitiva está definida por las perspectivas que tu conciencia sea capaz de ver en determinada situación o persona. Y ello define la altitud: primera persona, segunda persona, tercera persona, cuarta persona y así sucesivamente. Todo eso no es más que la primera, segunda, tercera y cuarta perspectivas.

Cognición es conciencia

La cognición es lo más parecido que tiene la psicología occidental a la conciencia. El punto es que la cognición no es la capacidad seca, analítica, abstracta, que muchas personas piensan. Esa es la línea lógica/matemática que a menudo se confunde con la cognición.

La cognición es tomar puntos de vista, ver el mundo con otros ojos, imaginar mundos condicionales: “¿qué pasaría si” y “como sucedería si”. El sueño y los diferentes futuros posibles… y cómo hacerlos realidad. La cognición es muy rica y tiene increíbles perspectivas.

La línea cognitiva es necesaria, pero no es suficiente

Las investigaciones han demostrado que a menudo la línea cognitiva es necesaria, pero no es suficiente para sustituir a las otras líneas. La razón es que, digamos, estoy confrontando un problema moral. Con el fin de responder a las preguntas acerca de ese problema moral, primero tengo que ser consciente de esos problemas, y eso es cognición.

La cognición es necesaria incluso para saber sobre la conciencia misma de la moral, pero no garantiza que voy a tomar la decisión correcta en cuanto a los problemas que la vida me plantea. Sólo la inteligencia moral garantizaría que tomaré la decisión correcta. Y eso es cierto para la mayoría de las otras líneas de desarrollo o inteligencias, también.

Por esta razón, el desarrollo cognitivo a menudo será la línea más alta de todas las inteligencias, con las demás estando un nivel o dos atrás.

Por ejemplo, el desarrollo emocional depende del desarrollo cognitivo. Para pasar del egocentrismo (cuidarse solo a sí mismo) al etnocentrismo, o sea, cuidar de su grupo, se requiere la capacidad cognitiva para poder tomar el papel de la otra persona. El nivel cognitivo determina cuán grande puede ser el nivel de los sentimientos.

¿Cuáles son los niveles de desarrollo por los que pasa la inteligencia cognitiva?

Esta línea, como todas las líneas de inteligencia, tiene que pasar obligatoriamente por los ocho niveles principales de desarrollo que hemos discutido.

Se inicia en el nacimiento del bebé, con la inteligencia sensorio/motriz. Es la cognición de su mundo. Está en Infrarrojo, el primer chakra de la raíz. La visión arcaica y tarda uno o dos años en desarrollarse.

Entonces llega al segundo nivel, magenta, chakra dos, Swadishthana (sacra). Aparecen las imágenes y símbolos. Imágenes dijimos que representan una cosa y se parecen a esa cosa. Por ejemplo: yo digo “Magda”, y en mi mente aparece una imagen que se parece a mi madre. El símbolo, por otra parte, representan algo, pero no se parece físicamente a ese algo. Por ejemplo: digo “madre” y (puedo estarme refiriendo a cualquier madre del mundo) … Ese símbolo “madre” NO se parece a mi mamá.

Magda= imagen

Madre = símbolo.

Ahora, eso se trae a colación porque cuando esas (la imagen y los símbolos) son las únicas estructuras cognitivas que se tienen, el pensamiento es pura fantasía, ya que no hay ninguna estructura para mantenerlas estables, ni reglas que puedan seguir. Son todo símbolos e imágenes sin ninguna prueba ni fundamento.

Y así, se vive en un mundo mágico donde las imágenes y los símbolos son confundidos con lo que representan. Por ejemplo, los muñecos del vudú representan a la persona a quien se quiere hacer daño, aquí sólo funcionan la superstición. Los malos augurios, el mal de ojo, la mala suerte, romper un espejo, el gato negro… son visiones mágicas de la vida, que no tienen en realidad ninguna prueba científica ni fundamento lógico.

Con el nivel tres, rojo, el tercer chakra, llamado Manipura, asociado con las glándulas suprarrenales, los riñones y el intestino, emergen los conceptos y los esquemas. El pensamiento mágico comienza a dejar paso al pensamiento mítico y comienza a emerger la fascinación por el poder.

Los conceptos representan clases enteras de objetos por lo que el concepto MADRE representa a todas las madres, no sólo a Magda. Es la primera persona, yo, que todavía no puede tomar el papel de los demás, por lo que este nivel es aún muy egocéntrico, preocupado por su propia seguridad, el poder y sus dioses que le dan todo lo que pida.

Cuando aparece el cuarto nivel cognitivo, ámbar, cuarto chakra, del corazón, Anahata, su pensamiento es mítico LITERAL, pero por primera vez, el ser humano puede mirar a otro ser humano y ponerse en su lugar. Puede tomar la perspectiva de otro, con lo que la identidad se expande de lo egocéntrico a lo etnocéntrico.

A medida que la inteligencia cognitiva se mueve al nivel cinco, naranja, el chakra de la garganta, Vishuddha, vocal, el principio de la libre expresión, el punto de vista racional, la cognición se expande.

La cognición en el nivel cinco sufre otra expansión en perspectiva: de la segunda persona a la tercera persona… Y surge la necesidad de tratar a todas las personas de manera justa, sin importar la raza, color, sexo o credo. Históricamente fue un salto monumental que marcó el surgimiento de las democracias, la revolución industrial, la proscripción de la esclavitud y el aumento de las ciencias modernas. Todo ello se basa en gran medida en la expansión de la cognición a esta altura de nivel 5 de desarrollo.

Entonces aparece la Inteligencia cognitiva del nivel 6, verde. El sexto chakra de la frente, el tercer ojo. Ajna. Es el nivel más alto de la primera grada. Es la aparición de la cuarta persona, la cuarta perspectiva cognitiva, el multiculturalismo y la visión plural. La clave de la cognición de la cuarta persona plural es que puede operar sobre la mente científica racional de la tercera persona y ser consciente de ello, verlo como objeto, como instrumento de trabajo y revisarlo, criticarlo… y eso es exactamente lo que hace. La vista multicultural plural resultante llega a la conclusión de que la ciencia occidental no es la única visión que tiene mérito, sino que hay múltiples perspectivas, verdades y puntos de vista de todo el mundo.

La mente plural, sin embargo, no puede integrar todos esos puntos de vista, múltiples unidades, múltiples diferencias, debido a que no tiene la complejidad de pensamiento para hacerlo.

Y así se hunde en su propia pluralidad, el mundo cae a pedazos, en una sopa parcial de buenas intenciones, pero sigue fragmentado, desgarrado, dividido. Eso es lo que vemos hoy en el mundo, el resultado de la revolución cubana, por ejemplo, y de otros muchos movimientos sociales. Vemos como todos aquellos movimientos que nacieron con las ansias de resolver los problemas del ser humano, se hundieron en la confusión… y lo peor es que produjeron una nueva generación totalmente confundida, deprimida, que no encuentra valores a la vida.

Un cambio monumental, un salto abismal

Sólo la aparición de un pensamiento de más alta integridad, que pueda re-armar de nuevo todas esas piezas que el nivel seis desbarató, juntar los pedazos, poner las piezas juntas en un solo tapiz que tenga sentido. Y eso sólo lo puede hacer un cambio monumental, un salto abismal, una sacudida colosal, un estallido descomunal, un impulso exorbitante… que nos propulse a una nueva grada.

Esa es la aparición de la inteligencia cognitiva del nivel siete, turquesa, el séptimo chakra, Sahasrara. Con su perspectiva de la quinta persona, puede reflexionar sobre las perspectivas de la cuarta persona, con su mente plural y empezar a ver no sólo las diferencias (que vio el nivel 6) sino también lo que existe en común y los principios universales que nos unen.

El chakra de la frente, entre las cejas, unifica e integra tanto las energías, que representan sus capacidades de integración.

Esta es una etapa que orienta a la mente hacia la totalidad del cuerpo y del espíritu, lo que da lugar a nuestra última etapa cognitiva importante hasta la fecha: el nivel 8, Luz Clara de la tercera grada, con su mente súper-trans-racional y super-trans-personal.

Es el octavo chakra, el chakra del espíritu, por encima de la cabeza y cuando se activa puede recibir directamente la luz divina a través de su centro energético para acceder a la consciencia superior.

Esta es la unidad de la Gran Mente que abarca y abraza todas las estructuras anteriores sus peldaños, sus niveles, sus gradas, todos unidos en esta unificación evolutiva más alta que ha existido hasta hoy.

Esta Gran Mente, Súper Mente, ve súper totalidades radiantes en todas partes, totalidades dentro de totalidades, dentro de totalidades… lo que conocemos como Holones. No ve a estas totalidades por el pensamiento o la deducción inmediata, sino por la conciencia directa.

Totalidades abarcando totalidades que a su vez abarcan totalidades –o holones—,

simplemente apareciendo en la mente, de inmediato, directamente desde la divinidad, en una secuencia ininterrumpida de súper integridades.

Con cada movimiento de plenitud, luz clara trasciende, avanza, se torna más completa, e incluye la totalidad de los movimientos anteriores. Es la Creación en su momento de mayor brillantez, reconociéndose de repente de nuestro esplendor… nosotros los hijos de la Creación por primera vez completos, radiantes, convertidos de holones, en todo el espacio y en el tiempo… como dice Ken:

sin dejar nada parcial o fragmentado, nada desgarrado o roto, solamente un tapiz divino entretejido tridimensionalmente, infinito, que conecta todos los dominios del cosmos y de la interconexión de la totalidad.”

¿Cómo puedo yo llegar a desarrollar esta línea de inteligencia divina del 8vo. Nivel, Luz Clara?

Tomando el papel del otro. Basta con hacer la práctica de imaginar cómo los demás están viendo el mundo. Siempre que estés en una conversación, toma el punto de vista de la otra persona, antes de responder.

Cuando alguien te hace una pregunta, imagina qué punto de vista está impulsando la pregunta. En cualquier momento en que estás con un grupo de amigos, imagina lo que cada persona piensa que otra persona está pensando. Cada vez que lo haces te quedan estrías en toda tu mente, te quedan surcos llenándose de nueva perspectivas, te quedan marcas en la mente donde otros puntos de vista pueden agarrarse, y prenderse y comenzar a crecer… dando lugar a un mayor crecimiento total y un mayor desarrollo, no sólo en tu línea cognitiva, sino en todas tus demás inteligencias también.

Hay otro ejercicio que es muy útil en el desarrollo de la línea cognitiva general. Esto es simplemente estudiar el mapa integral AQAL (lo estudiaremos más adelante) y todas sus dimensiones y perspectivas.

AQAL, es la abreviatura en inglés de todos los cuadrantes, todos los niveles, todas las líneas, todos los estados, todos los tipos. Los niveles son estructuras o escalones (ya lo vimos), las líneas (que estamos viendo) incluyen las inteligencias múltiples. Los estados y tipos los estudiaremos próximamente.

Ahora todos esos son una importante parte de las perspectivas. Cuando estudiamos el mapa AQAL, o el sistema operativo sobrehumano, lo que estamos haciendo es utilizando diferentes maneras de mirar un fenómeno. La ventaja adicional de esta práctica es que el propio mapa es psicoactivo. Y cada vez que ves algo desde distintos ángulos, perspectivas, dimensiones, tu conciencia se está expandiendo… y va a continuar ampliando su visión hasta que abarque todo el universo. Imagina tu inteligencia y tu visión cuando seas capaz de mirar y ver un universo de acontecimientos, todos entrelazados, todos gestándose y pariéndose al mismo tiempo.

AQAL es psicoactivo

AQAL es como un mapa de la vida y tus relaciones con todo lo que existe. La buena noticia es que es psicoactivo. Simplemente aprender sus diferentes perspectivas y dimensiones, abre el cuerpo, la mente, el corazón y el espíritu, para que actualice estas dimensiones y perspectivas de la realidad. Para que active y despierte y descargue en tu propia mente Y cuerpo, sus numerosos potenciales. 

 

Untitled 8

Otra inteligencia que necesitas desarrollar: la emocional

La línea de inteligencia emocional = modo de conocimiento

Las emociones no son sólo un modo de sentir, sino un modo de conocimiento. Aportan información valiosa sobre el medio ambiente y la situación de los otros. Ser emocionalmente inteligente es ser capaz de leer con precisión tus propias emociones y las emociones de los demás. Y partiendo de ese conocimiento, ser capaz de relacionarse con ellos de una manera sincera, genuina y honesta emocionalmente.

Dicho de otra manera: la inteligencia emocional no es más que reconocer con precisión y claridad lo que uno está sintiendo y también lo que otros están sintiendo, y entonces actuar con conocimiento de causa. La línea de inteligencia emocional implica la capacidad de introspección y de auto-informarse, para poder interactuar contigo mismo y con los demás de manera auténtica y honesta.

En otras palabras, una verdadera inteligencia emocional tiene un fuerte componente social, interpersonal. Se trata de ser consciente de los propios sentimientos, y también del sentimiento de los demás.

Niveles de desarrollo en la inteligencia emocional

Esta línea, al igual que todas las demás líneas de inteligencia, crece y se desarrolla a través de los ocho grandes niveles de altitud que hemos discutido: Infrarrojo a magenta, a rojo, a ámbar, a naranja, a verde de la primera grada… y al turquesa de la segunda grada para llegar finalmente a la tercera grada, luz clara.

Cada nivel trae nuevas e importantes capacidades emocionales. Comenzamos la vida a nivel 1, infrarrojo, el motor sensorial, fisiológico, la comida, etapa oral, anal, arcaica. Aquí, las emociones son reacciones rudimentarias, primitivas: hambre, sed, rabia, placer. El bebé no puede diferenciar sus emociones de las emociones de los que le rodean, incluyendo a la madre.

Esta diferenciación comienza en serio en la siguiente etapa importante, magenta, del nivel dos, con el nacimiento psicológico del infante. Las emociones aquí son impulsivas y se centran en la satisfacción inmediata.

La línea de inteligencia emocional en el nivel tres, rojo, se centra en conseguir y mantener la seguridad personal. Aparece la fuerza de voluntad. La inteligencia emocional es egocéntrica, centrándose en la seguridad de uno mismo y ejercer poder sobre los demás.

Aquí se amplía el nivel uno de rabia, al nivel dos con ira y un nivel tres de odio. Las emociones positivas también se expanden, así como el placer rudimentario se expande al placer extendido para sentir alegría, pero todos esos placeres son todavía egocéntricos.

Esos sentimientos cambian con la aparición de la mente ámbar, del nivel de cuarto. Se extiende el principio de amor y de pertenencia al grupo. La visión es ahora mítica literal.

La aparición de la capacidad de tomar una segunda perspectiva, empieza a sintonizar al individuo no sólo con sus propias emociones, sino con las emociones de su grupo mas cercano. Crece la capacidad para estudiar el comportamiento de otros en busca de pistas para sus sentimientos; y crece el deseo de encajar con otros y de pertenecer. La presión de grupo se convierte en dominante.

Esta burbuja conformista se rompe con la aparición del nivel 5, racional, naranja: la etapa de la conciencia, necesidades de autoestima.

La inteligencia emocional aquí refleja todos estos términos de lograr la autoestima, la lucha por el mérito y los logros… sentimientos emocionales en busca de objetivos y metas salen a la superficie y dominan su visión de la vida. Los individuos particularmente se sintonizan con las emociones y sentimientos de las demás personas… pero solo con los que también reflejan su propio punto de vista. A menudo, por esto dan la impresión de ser manipuladores. Una tolerancia pálida centrada en el mundo comienza a emerger, aunque para él/ella el mundo se divide en ganadores y perdedores.

La inteligencia emocional y “la sombra”

Hay dos elementos claves aquí, uno es la inteligencia emocional en sí y otro es el papel y el trabajo con “la sombra”. La sombra es muy compleja y la estudiaremos aparte, son los sentimientos que uno a desterrado y que tarde o temprano regresan a espantarnos.

La inteligencia emocional, por otra parte, consiste en la veracidad. Simplemente decirse la verdad a sí mismo. No tanto para los demás como a uno mismo. Si puedes decirte la verdad a ti mism@, puedes decir la verdad a los demás, aunque hay momentos en que es mejor usar la diplomacia y no decir toda la verdad. Pero NUNCA, nunca, es aconsejable ocultar la verdad de uno mismo.

Decirse la verdad sobre sí mismo: lo que realmente estás pensando, lo que estás sintiendo, lo que realmente quieres, lo que realmente sientes acerca de tu trabajo, lo que realmente sientes acerca de tu relación o matrimonio, lo que realmente piensas acerca de tus amigos. Lo que realmente piensas, sientes y deseas es el factor, el núcleo único de la limpieza y la inteligencia emocional funcional.

Hay demasiadas situaciones en las que nos contamos a nosotros mismos mentiras blancas sobre el trabajo, el matrimonio, la familia o los amigos. Estas pequeñas mentiras sobre nuestros sentimientos reales tienen una manera peligrosa de ser creído por uno mismo, y termina haciéndose “real”… y de repente nos hemos convertido en una sensación que inventamos, un disfraz , y una sombra que tarde o temprano vamos a terminar repudiando.

La siguiente línea que necesitas desarrollar: inteligencia somática o corporal

Somática o corporal tiene al menos dos significados importantes pero bastante diferentes. El primero es el más común y significa simplemente tu cuerpo físico. El segundo es más raro, pero no menos importante.

Prácticamente todas las tradiciones orientales y varias occidentales sostienen que el ser humano tiene al menos cinco distintos cuerpos. Cada cuerpo es el soporte de un estado de conciencia.

Como veremos en próximas lecciones, las tradiciones de sabiduría dan por lo menos cinco grandes estados de conciencia. Estos son: 1- estado de vigilia, que es apoyado por un cuerpo físico, burdo. 2- Estado de sueño, que posee un cuerpo sutil. 3- Estado de sueño profundo-sin sueños, con un cuerpo causal. 4- El estado de conciencia cuatro, que es el Testigo-Puro, con un cuerpo de sabiduría integral; y 5- El estado unificado no-dual, con un cuerpo diamante, o cuerpo indestructible.

Cada uno de los ocho niveles de desarrollo, que hemos examinado, también es apoyado por uno de esos cinco estados de conciencia y también por su correspondiente cuerpo.

El punto es que cada mente, cada conciencia, no existen colgados de la nada. Cada uno de ellos funciona con su correspondiente cuerpo. Por lo tanto, tenemos una mente/cuerpo físico (o burdo); una mente/cuerpo sutil; una mente/cuerpo causal; una mente/cuerpo de sabiduría; una mente/cuerpo indestructible.

Discutiremos esos cinco cuerpos con más detalle cuando hablemos de los cinco grandes estados de la conciencia. Ahora nos centraremos en la inteligencia o línea somática, el cuerpo físico burdo, y los niveles por los que pasa esta inteligencia.

Nivel 1, infrarrojo, arcaico: En el nivel 1, el cuerpo fisiológico instintivo primitivo es el hogar de todos nuestros instintos evolutivos acumulados. Gran parte de esto no es consciente, el sistema inmunológico, por ejemplo, lleva a cabo sus milagros sin que nuestra conciencia participe. La sensibilidad en esta primera etapa son reacciones instintivas: la inteligencia para buscar lo que sacia el hambre, la sed y el refugio.

La segunda etapa, magenta, emocional, es el florecimiento de más impulsos instintivos, sensaciones corporales tempranas, placer, ira y la evitación del dolor. La inteligencia somática en esta etapa es muy impulsiva, centrada en el ahora, quiere gratificación inmediata.

La inteligencia somática en el nivel tres, rojo, se orienta sobre todo a su propia seguridad y por lo tanto busca el poder dondequiera que se encuentre. Los individuos con fijaciones significativas en esta etapa se encuentran poblando los gimnasios locales, no por razones de salud o integrales, sino por el poder corporal puro de enormes músculos.

Son las mismas personas que resuelven los problemas con los puños, o los que roban simplemente porque quieren algo de inmediato. Este es el mundo de sálvese el más fuerte. Esa es la inteligencia somática en este nivel.

En el nivel cuarto, ámbar, la inteligencia somática pasa de egocéntrica a etnocéntrica. Aquí ya el cuerpo ha aprendido cómo operar en un grupo. O sea, ya no es ¿cómo puedo dominar al mundo por la fuerza, con mis músculos, sino ¿cómo puedo encajar emocionalmente en un grupo?

Esta mente puede aprender, por ejemplo, cómo tocar diferentes canciones en un piano. Tales operaciones concretas son el núcleo de la inteligencia somática en esta etapa. Aprender a realizar la mejor secuencia de tales operaciones para una tarea determinada es fundamental para la inteligencia somática en el nivel 4. El cuerpo ha aprendido a realizar operaciones concretas, y coordinarlas con las acciones de otros organismos.

El nivel cinco, racional, naranja, es el primer nivel centrado en el mundo, y la inteligencia somática aprende que, por ejemplo, la misma canción se puede tocar en diferentes instrumentos. Los atletas en esta etapa potencialmente pueden dominar múltiples y diferentes conjuntos de habilidades en varios deportes diferentes. El cuerpo se convierte en un actor extremadamente consumado de múltiples conjuntos de habilidades. Esto le permite a uno ser no sólo un gran atleta, un gran bailarín, un gran artista, pero también un gran pintor, un gran cirujano, un gran constructor… todo lo que requiera habilidades corporales estrechamente coordinadas. Este conjunto de habilidades incrementa la capacidad pluralista necesaria en la siguiente etapa.

El nivel seis, verde, pluralista, tiene la capacidad de participar en múltiples juegos en las cinco áreas motoras sensoriales principales. Sigue aumentando sus habilidades corporales, aunque no siempre saben ser coordinados. Esto se debe a que el énfasis en el pluralismo no es precisamente “la integración”.

En el nivel 7, turquesa, segunda grada, la inteligencia somática ha encontrado la integración a partir de las muchas inteligencias múltiples que abarca. Esta es una consecuencia de la integración de la mente y el cuerpo, y conocer el ser, y se da cuenta que el pensar y el sentir, la epistemología (que estudia el conocimiento) y la ontología (que estudia el ser) no son dos dominios separados, sino distintos aspectos de una realidad completa.

En la segunda grada integral, las tres inteligencias: la somática, la emocional y la cognitiva, trabajan juntas y cada vez que una se enfrenta a una pregunta de la vida, recibe una respuesta que incluye la respuesta integrada de las tres, a veces más.

En la tercera grada, nivel 8 súper integral, las inteligencias múltiples que han alcanzado un cierto grado de madurez, por lo general (del nivel 3 rojo; o del cuarto, ámbar) inician un proceso de desarrollo acelerado hacia la tercera grada, con la súper mente actuando como atractor caótico*, o el tipo de punto omega** (ver significado al final), tirando de todas las inteligencias adelante, a su propio grado de altitud, un proceso que puede tomar cuatro o cinco años, pero es profundamente poderoso.

Ahora bien, esto no incluye las inteligencias que requieren el aprendizaje y la práctica, por ejemplo, la inteligencia musical, pero sí implica las inteligencias que requieren más un crecimiento en el conocimiento y la conciencia. El resultado es una verdadera plenitud del ser humano con todas sus inteligencias, con unas pocas

excepciones que he mencionado, para construir juntos, momento a momento, totalidad a totalidad, plenitud a plenitud, una red tras otra.

Esto, por cierto, no es algo que la súper mente, o este estado de conciencia siempre presente, hará por su propia cuenta. El punto omega es creado por súper-mente, que es la combinación de la gran mente, el más alto estado no dual, con todas las estructuras que se producen en la altura Luz Clara. Este es el más alto alcance de la evolución misma de hoy, que se desarrolla en una serie ininterrumpida de totalidades dentro de totalidades, dentro de totalidades, siempre presente, paradójicamente ya siempre consumado.

Y a línea de inteligencia moral es otra que hay que desarrollar

La línea de inteligencia moral es la capacidad de ver y entender lo que hay que hacer en cualquier situación. La moral es diferente de la ética. La ética es simplemente el conjunto de reglas que cualquier grupo se compromete a respetar en cualquier situación. La moral es el conocimiento universal sobre lo que hay que hacer en cualquier situación. Algunas éticas son morales, algunas no lo son.

Las organizaciones criminales tienen la ética o las normas que han acordado acatar, pero muchas de ellas no son muy morales. Es cierto que la moral es dependiente del contexto.

Ahora nos centraremos en la moral universal y su evolución a través de los niveles de desarrollo.

El nivel uno, infrarrojo y el magenta dos, se conocen como estadio moral cero. Ninguno de estos dos niveles primitivos tienen un sentido moral desarrollado.

En el tercer nivel, rojo, se tiene una moral “de obediencia/castigo”, que marca la influencia del “poder” y el hedonismo (que coloca el placer como el bien supremo). El nivel moral rojo es egocéntrico, ya que aún no está socializados en la cultura actual – son pre-convencional y narcisista.

El nivel cuatro, ámbar, mítico, conformista, de pertenencia a un grupo, incluye la etapa moral referida como la aprobación de los demás, o el “buen chico/chica buena”. Un estadio moral que sigue el orden público, acertado o equivocado: mi grupo, mi religión, esté correcto o incorrecto. La verdad absoluta y la bondad absoluta solo “la llevan los del grupo”. Estar en desacuerdo con ese grupo, es romper la ley y el orden, y puede tener consecuencias muy graves.

Observa que esta moral, por primitiva que parezca, es un paso de avance en comparación con los anteriores niveles. Ley y orden significa una etapa particularmente crucial. Hasta que no se llegue ahí una sociedad no puede pasar a preceptos morales más elevados.

El nivel 5, naranja, racional, tiene como su dimensión moral lo que se llama “contratos sociales”. Gobierno integrado por un contrato social o acuerdo cultural entre los gobernados y los que rigen y siguiendo los derechos previos de los ciudadanos o de los derechos universales de la especie humana. Esta etapa moral es lo que buscaban las revoluciones francesas, estadounidenses y rusas.

Sucede la Declaración de Independencia, la Constitución, la Declaración de Derechos Humanos. Nuestra realidad convencional ya es post convencional por decirlo así, a pesar de que una mayoría de la población están en el nivel 4 o inferior.

El nivel 6, verde, plural, produce un estadio moral relativista, donde toda moral es relativa. Lo que es correcto para usted es adecuado para usted, lo que es correcto para mí es el adecuado para mí, y no puede ser cuestionado o juzgado. Yo hago lo mío, usted hace lo suyo.

Si no está de acuerdo con eso, entonces puede ser severamente castigado, a veces salvajemente atacado. Para la visión verde pluralista todo el mundo tiene que estar de acuerdo, y luego dentro de ese espacio moral, cada uno hace lo que sabe que tiene que hacer.

Donde plural es un paso de avance es en el espacio de los derechos mundi-céntricos, establecido por la racionalidad anterior, no es adecuado matar, no está bien robar, nadie tiene derecho a hacer declaraciones calumniosas o difamatorias y así sucesivamente, permitir a la gente la máxima libertad para sus propios valores individuales, verdades y preferencias es una buena cosa.

En el nivel 7 turquesa, integral, hay aún pocas personas. Los fenómenos morales aquí son una unidad de dimensiones emocionales, somáticos y cognitivas. Lo que supone la integración de la mente y el cuerpo, el conocer y el ser, el pensar y el sentir. Esta unidad moral es un campo morfo-genético, holónico, como un grupo cósmico o hábito cada vez más emergente en todo el mundo. Estos campos morales universales no niegan la moral y la ética local, sino más bien la trascienden y la incluyen. En turquesa se aplica a fondo el nivel integral de todos los seres humanos, sin excepciones.

Al siguiente nivel 8, luz clara, súper integral, se aplica a todos los seres vivos, es decir, a todos los holones individuales en su totalidad, a la totalidad radical dentro de la plenitud dentro de la integridad de todo el universo manifestado y no manifestado por igual.

Todas las inteligencias múltiples desarrolladas, todas las estructuras principales, todos los estados básicos, todas las dualidades… están todos integrados como perfectas manifestaciones de la divinidad definitiva, espíritu infinito, la gran perfección, no dual, uno sin un segundo, radiante, que brilla en este momento como su propia conciencia pura, conciencia incalificable, su identidad suprema. Qué es lo correcto o moral, aquí se determina tomando en cuenta esta totalidad última de toda la realidad . Es en resumen: lo que Dios haría.

Esta última etapa moral, se postula que existe sobre la base de la no-dualidad con experiencias místicas en todo el mundo. Para conseguir la plenitud definitiva, es necesario agregar todas las estructuras de conciencia, de infrarrojo hasta luz clara, que es lo que hace la súper mente.

 

La inteligencia espiritual tiene necesariamente que ser desarrollada

Como hemos dicho, hay dos tipos importantes pero muy diferentes de compromiso espiritual para los seres humanos. Uno de ellos implica niveles o estructuras de conciencia, y se llama “inteligencia espiritual” y la otra consiste en los estados de conciencia, y se llama “experiencia espiritual”. La inteligencia espiritual es la forma en que crecemos espiritualmente. La experiencia espiritual es la forma en que despertamos espiritualmente.

La inteligencia espiritual es igualmente una línea de desarrollo que evoluciona a través de las ocho estructuras básicas (o niveles) de la conciencia que ya hemos visto.

Nuestra capacidad de inteligencia espiritual se ocupa de la cuestión de fondo, o sea, lo que me importa por encima de todo, y en cada etapa responde a la pregunta “¿qué es de interés sumo para mí?” A medida que la inteligencia crece a través de cada uno de los ocho niveles de desarrollo, crea una visión que representa cada nivel o altitud de la conciencia. Estos sucesivos puntos de vista espirituales son la inteligencia espiritual. En el nivel arcaico mi inteligencia espiritual es casi cero y se reduce a “mi comida, mi bebida, mi refugio… y así va subiendo con las mismas características que ya conocemos.

La inteligencia de la fuerza de voluntad NO es la menos importante

La fuerza de voluntad es una de las líneas de inteligencia más descuidadas del desarrollo, pero en realidad es una de las más importantes. La fuerza de voluntad es la capacidad de tomar una postura intencional hacia un objetivo o una actividad particular y llevarlo a cabo hasta el final.

O sea, es la capacidad de tomar el objetivo y mantenerlo en mente hasta que sea completado. ¿Cuántas personas conoces que jamás terminan algo? La fuerza de voluntad es un músculo, que puede ser entrenado y fortalecido y es necesario para prácticamente todas las actividades importantes en la vida, de puestos de trabajo, a las relaciones, a la meditación, a la educación. Esto es definitivamente algo a lo que hay que prestar atención.

La fuerza de voluntad, como todas las líneas de inteligencia, pasan por todos los 8 niveles de desarrollo. La primera estructura en el nivel infrarrojo es fisiológico- sensorial-. Tiene una visión arcaica, no está desarrollado lo suficiente como para tener mucha voluntad. Las acciones son espontáneas y el instinto lo impulsa. Pero tiene suficiente fuerza de voluntad para levantarse e ir a buscar comida o bebida por instinto.

Lo mismo es cierto con la estructura del nivel 2, magenta de visión mágica. Las emociones son en gran parte espontáneas y el instinto es el impulso. El llamado del sexo y el placer son asimismo accionados de forma espontánea e instintiva.

Los individuos con fijación en cualquiera de estas etapas tempranas a menudo tienen dificultades para desarrollar la voluntad. El deseo de gratificación inmediata de estas etapas obnubila cualquier intento voluntario.

La intencionalidad, importante en la fuerza de voluntad, no aparece hasta el tercer nivel de desarrollo, de color rojo, con punto de vista mítico/mágico. El deseo de obtener “poder” es una considerable fuerza que crea voluntad, pero esta fuerza de voluntad se limita en gran medida al momento presente para lograr satisfacción inmediata, y es aquí donde la voluntad se debilita.

Es en el nivel 4, ámbar, mítico, donde la línea de los valores de esta etapa está marcada por la aceptación de un sacrificio significativo del placer presente para lograr futuras ganancias. Ello incluye fuerza de voluntad. Particularmente las ganancias religiosas míticas, tales como dejar de comer para el ayuno religioso como en Ramadán o sacrificar un poco de placer para la Cuaresma, y así sucesivamente. Estos toman una fuerza de voluntad considerable, en algunos casos. Algunos sacrificios y sanciones religiosas míticas toman enorme fuerza de voluntad, tales como auto-flagelaciones, los votos de celibato, cientos de reglas y normas éticas sobre todo en la vida monástica, restricciones dietéticas, etc.

Esta fuerza de voluntad explosiva puede aparecer en niños gimnastas, bailarinas, prodigios del ajedrez, músicos. Pero en esta etapa la fuerza de voluntad florece y los que aprenden a ejercerla aquí, tienen el mayor uso de ella más tarde en la vida cuando su uso puede llegar a ser crucial.

En el nivel cinco, naranja, racional, centrado en el mundo, se expande la fuerza de voluntad en sus expresiones concretas: el control de la dieta, control del sexo, control del comportamiento, control del pensamiento. Se trata de una emergencia importante porque amplía la voluntad de la materia y el cuerpo al pensamientos y las ideas.

Este es un crecimiento importante debido a que la voluntad puede comenzar a operar en la personalidad, la conciencia y tienen un papel directo en ayudar con todo, desde la transformación mental hasta la meditación sofisticada.

A través de este fenómeno significativo imágenes, símbolos, conceptos, normas, roles, pensamientos, ideas, metas, objetivos, valores, todos pueden convertirse en objetos de voluntad y, por tanto, celebrada en la conciencia de una manera que les permitan ser trabajadas, examinados, transformados.

Muchas capacidades y habilidades importantes requieren que la mente se mantenga estable y constante y no vague al azar, o violentamente a través del conocimiento. Y el nivel cinco voluntad de naranja hace exactamente eso.

La estructura verde del nivel seis, de visión multicultural y plural, aumenta aún más tal capacidad. Con su cuarta perspectiva la mente plural verde puede soportar la crítica y mirar hacia atrás, y ver la mente racional naranja de tercera persona.

El salto al nivel 7, segunda grada, integral, presenta un problema paradójico. Debido a que turquesa ve totalidades dentro de totalidades, con todos sus elementos intrínsecamente entrelazados y todos ellos igualmente contribuyen a la integridad general, a veces le resulta difícil decidir qué elemento es más importante y la persona se encuentra con su voluntad congelada entre numerosos elementos igualmente importantes.

Esto puede continuar hasta que turquesa aprende a discriminar entre totalidades mayores y totalidades menores, que siempre es posible, ya que todas las totalidades vienen en jerarquías anidadas con más o menos holones.

Así que la voluntad es una herramienta muy poderosa para respaldar a todas las líneas de inteligencia. Esto es poderoso.

Pero la aparición de la súper mente de la tercera grada, Luz Clara y su súper visión integral, hace que la fuerza de voluntad se una a las otras inteligencias, todas operando como una unidad espontánea. La fuerza de voluntad se plantea aquí espontáneamente de la fuente más profunda de nuestro ser, y de hecho es espontánea.

La Fuerza de Voluntad aquí es una determinación espontánea de actuar en el mejor interés de la comunidad del propio cosmos. En otras palabras, para actuar de acuerdo a la intuición moral básica, la mayor profundidad de la mayor envergadura.

Asegurando por primera vez en la historia, paz en la tierra, buena voluntad para con todos los seres. La fuerza de voluntad en esta etapa es una determinación espontánea para lograr precisamente eso. Es en un sentido hacer la voluntad de Dios.

¿Cómo se desarrolla la fuerza de voluntad?

La fuerza de voluntad es una combinación de concentración y determinación. Mas adelante encontrarás un ejercicio para fortalecer la fuerza de voluntad. Es muy importante y espero que lo hagas. En algún momento, puede que encuentres este ejercicio irritante y difícil de completar. Ello simplemente indica lo difícil que es la formación de la voluntad. Pero a pesar de eso, la voluntad definitivamente puede ser entrenada, y es una inteligencia tremendamente importante dada la cantidad de actividades que depende de ella.

Tu fuerza de voluntad es el motor impulsor de todo lo que lograrás en la vida.

No se retrasen mucho en esto, porque nos estamos preparando para la instalación número tres, la próxima clase, que va a ser un pitcheo alucinante con los “estados”. Lo que realmente comenzará a redondear y perfilar el sistema operativo de una manera muy, muy poderosa y única, así que espero que estés realmente excitad@.

Al final de estas cinco instalaciones, realmente tendrás un conjunto de herramientas sobre cómo mirar tu vida y mirar el mundo en el que vives, y que realmente va a ser fundamental para el resto de su vida.

 

*- Atractor caótico, es un conjunto de valores numéricos hacia la cual un sistema tiende a evolucionar.

** Punto omega es un término acuñado por el jesuita francés Pierre Teilhard de Chardin para describir el punto más alto de la evolución de la consciencia, considerándolo como el fin último de la misma.

 

 

 

 

Leave a Reply

error: Content is protected !!